El fin de una era: Philips liquida su línea de electrónica de consumo

c
febrero 1, 2013

La fabricación de electrónica de consumo de Philips ha sido liquidada para dejar de ser la principal línea de mercado de la empresa holandesa. La responsable de su compra ha sido la japonesa Funai Electric Company que ha puesto 150 millones de euros ($201.800.00 dólares) sobre la mesa para comprar las líneas de audio, vídeo, multimedia y todo lo relacionado con accesorios para el consumidor.

venta philips consumo electronico

Las considerables pérdidas con las que cerraron el último trimestre (358 millones de euros netos), sumado al alto coste de reestructuración (otros 380 millones de euros) que está sufriendo la empresa holandesa, más las multas emitidas por la fijación de precios de televisores (509 millones de euros) han motivado esta liquidación. Si bien es cierto, que Philips no dejará de fabricar productos electrónicos, pero esta vez, enfocados a equipos médicos y productos de iluminación.

Y es que la histórica Philips ha tenido que buscar nuevas líneas de mercado en el momento que se ha visto derrotada por competencias como Apple, Samsung o Sony. Marcas que a día de hoy pueden presumir de llevarse buena parte del mercado y de encontrarse en los primeros puestos en innovación.

Habría que retroceder dos siglos para situar el inicio de la marca holandesa en nuestra historia con la fabricación de bombillas. Ya para los siguientes 100 años, Philips ha sido el principal distribuidor de bombillas en Europa. Paralelamente, la casa holandesa ha marcado hitos a lo largo de la historia con inventos como los tubos de Rayos X, con las que comenzaron a pagar patentes en base a sus creaciones posteriores. Philips fue pionero en la experimentación de televisores en los años veinte a la vez que convirtió en el principal distribuidor mundial de radios.

Otros inventos marcaron la historia del consumo de electrónica como la cinta de vídeo (VHS) en 1978 o del Disco Compacto (CD) cinco años más tarde junto a Sony. Dicho de otra manera, estamos presenciando una nueva tendencia en el consumo y cambio de roles sobre las marcas que fabrican dispositivos electrónicos.

A pesar de que no seguiremos viendo productos a los que estamos acostumbrados sobre el consumo de electrónica de Philips, las expectativas son buenas ya que se prevé un lento despegue de las ventas para el 2013. La razones radican en los beneficios que la nueva línea de negocio de Philips está dando, concretamente un crecimiento del 40% en el último año. A pesar de que la industria de equipos médicos es altamente competitiva, la compañía holandesa espera tener un crecimiento de entre un 4 y un 6% en los próximos doce meses.

alt1040.com

Comparte en las redes sociales: