Zero Hour, la ABC prueba con las conspiraciones

c
noviembre 20, 2012

La ABC acaba de cancelar Last Resort y 666 Park Avenue, dos de sus apuestas más fuertes para esta temporada. Las esperanzas de la cadena descansan ahora sobre Zero Hour, serie sobre conspiraciones, nazis y secretos religiosos creada por Lorenzo di Bonaventura, Paul Scheuring – uno de los responsables de Prison Break -, y Dan McDermott. Esta nueva apuesta de la ABC por la aventura y el misterio se estrenará durante la midseason, es decir, el año que viene. Por el momento podemos disfrutar del tráiler que ha lanzado la cadena como parte de la campaña promocional.

El reparto de Zero Hour está encabezado por Anthony Edwards, actor al que muchos recordarán por su papel del doctor Mark Greene en ER. Le acompañan Scott Michael Foster visto en la fallida The River y en la quinta temporada de Californication; Addison Timlin, Jacinda Barrett, Carmen Ejogo y Michael Nyqvist

La historia se centra en Hank , personaje que interpreta Anthony Edwards, y en su implicación, sin pretenderlo, en una conspiración a nivel mundial. Cuando conocemos a Hank es un hombre felizmente casado que trabaja como editor de una revista de fenómenos paranormales. Un día un terrorista internacional secuestra a Laila (Jacinta Barrett), su mujer en la tienda de relojes que regentaba. Ayudado por una agente del FBI y un par de editores de su revista comienza a investigar unos misteriosos relojes que pueden ser la clave para la liberación de su esposa y para la resolución del misterio que rodea a los doce apóstoles.

La trama podría soportar, sin complicaciones, un formato de miniserie, algo breve y conciso. Lo que no sé es si podrán estirar la historia lo suficiente como para cubrir los 22 capítulos que conforman las temporadas estadounidenses. Zero Hour se nutre de buenos elementos narrativos: sectas secretas, religión, experimentos genéticos, el Holocausto, los nazis, bebés demoníacos, numerología, cámaras secretas… elementos que bien estructurados y combinados generan, siempre o casi siempre, interés.

Es posible que estemos ante un drama adictivo, lleno de giros de guión, oscuros secretos, juegos de espejos y un puñado de personajes al borde de la paranoia. O tal vez ante un pastiche de tramas manidas, un producto sin pies ni cabeza y con personajes anodinos y planos. ¿Qué os parece a vosotros?

alt1040.com

Comparte en las redes sociales: